miércoles, 10 de mayo de 2017

Alfiletero de concha


Este mes en el Reto mensual bloguer@s" nos vamos del campo al...
¡Mar!
 Tema propuesto por Sandry y Daniel, éstos dos hermanos tan polifacéticos que nos ofrecen desde su blog SanDryCreaciones, geniales manualidades y tutoriales, al resultar ganadores la vez pasada con su bonito y minucioso centro decorativo de Pascua.

El mar ha sido y es fuente de inspiración para muchas personas y artistas de todo tipo... 
Yo estoy deseando ver el recopilatorio con todo lo que han ideado los compañer@s, navegando directamente hacia allí...
.
Pero no te vayas aún...antes fíjate qué manualidad más curiosa te traigo...
éstos acericos marinos que descubrí, tan originales y tan vintage! 
Sí, pero que muy vintage porque ya se encontraban descritos en un libro de juguetes de 1860
y cuyos patrones puedes ver en ésta página.

Yo los adapté a la medida de las que tenía guardadas, realmente es muy fácil; simplemente cortar en tela de algodón las dos partes y en terciopelo la que se ve, alargada.

Coserlas entre sí, dejando un hueco para rellenar y luego cerrarlo con unas puntadas.

Pegar...por un lado y después por el otro y luego por detrás hasta dejar la forma original.
Yo utilicé la pistola de silicona caliente 
y también le puse una argollita para pasarle un lazo de cinta de algodón (ya que no tenía de seda) y otra de encaje.


Antiguamente también había modelos cuyo cojín de terciopelo estaba bordado o llevaba motivos pintados.
Este tipo de alfileteros fueron hechos y vendidos por los shakers en la década de 1880 de conchas recogidas a lo largo de la costa de Maine.

Eran muy populares como recuerdo de las visitas a la playa. O regaladas por los marineros a sus amores...

A mí me parecen encantadores!! tanto es así, que hice varios como puedes ver...en tamaño grande (de vieiras) y otras pequeñitas que caben perfectamente en el costurero.


También se puede fijar a un soporte para que se mantenga en pie, decorado con pequeñas caracolas por ejemplo... o algo que tengáis en casa a propósito, para que ademas de ser útil pueda ser lucido. Incluso le dejé un pendiente como adorno...

36 comentarios:

  1. Qué idea más original Esther. Me parece muy útil. No se me hubiera ocurrido. Enhorabuena! Abrazos!!

    ResponderEliminar
  2. ¡Mi querida Esther, lo tuyo es creatividad en estado puro!
    ¡Me dejas patidifusa cada vez que vengo a tu blog pues entrada tras entrada te superas!
    Hoy has conseguido que me vaya enamorada de estos alfileteros y de su historia, sobre todo el grandote.;))
    Mil besos y a seguir haciendo trabajos tan hermosos.

    ResponderEliminar
  3. Madre mía Esther...........tu no paras de sorprendernos en cada nuevo post!!. Son una monada esos alfileteros, los pequeñitos me parecen una moneria ;-). Y parecen tan fáciles de hacer que jolin eso no vale nos creas muchas nuevas necesidades y no nos da tiempo de hacerlas todas ;-)

    Besazos y feliz día

    ResponderEliminar
  4. Pero que originales, Esther! No los había visto nunca, y tampoco se me hubiera ocurrido hacerlos. Quedan preciosos preciosos... Si hasta llevan soporte, jeje!

    Besotes!

    ResponderEliminar
  5. Estoy todavía con la boca abierta!!jijiji.Los encuentro la mar de originales. Con tu permiso, me guardo la idea.Besete

    ResponderEliminar
  6. Pero que idea más original, me ha encantando. Y encima son muy bonitas. Besos

    ResponderEliminar
  7. Hola M. Esther , especialmente romántica idea la que has tenido... es un Alfiletero muy , muy ,bonito, felicidades... besitos!!!

    ResponderEliminar
  8. Originales a mas no poder y super encantadores, con lo que me gustan las conchas de mar!
    Bs!

    ResponderEliminar
  9. ¡¡Qué original es, Esther!! Me ha encantado el diseño grande, y con el pendiente, aún le da una aire más vintage. Y saber que además, eran típicos de aquella época aún me ha gustado más. Un buen souvenir, como regalo para una dama de la época era muy bonito. Como siempre, me voy de aquí con la boca abierta, aunque no sé si dejarla ya así, pues la próxima vez que vuelva, seguro que me sorprendes otra vez. Besitos, artista.

    ResponderEliminar
  10. ¡Hola, Esther!

    Como el resto de amigas, coincido en que tu trabajo para el reto es pura originalidad. Me encantan las conchas que has realizado y la historia que nos has contado.

    ¡Suerte en las votaciones!

    ¡Besotes y feliz día!

    ResponderEliminar
  11. Hola Esther, pero que maravillas nos enseñas, estos alfileteros son una preciosidad, quedan de lo mas románticos. Me pasa como a Natalia que ahora quiero hacerme uno, y no tengo tiempoooooo!!!
    Enhorabuena guapa, un trabajo excelente !!!
    Un besazo muy grande!!!

    ResponderEliminar
  12. Sorprendente alfiletero y curiosa la historia.
    Siempre haces cosas muy originales y además siempre nos ilustras con las historial relacionadas con el trabajo que haces. Cada vez haces mas personal tus entradas.
    Un placer ver tus creaciones y leer las historias que las acompañan.
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Que idea más original se te ha ocurrido para reutilizar esas conchas... Yo las tengo guardads para hacer algún gratinado de marisco, jeje. Besos!!

    ResponderEliminar
  14. ¡Son una preciosidad, Esther! Y nos ha encantado la perlita que asoma de cada uno... Además, la historia que nos cuentas no puede ser más bonita y romántica. ¡Siempre es un placer visitarte!

    Besos mil de las dos

    J&Y

    ResponderEliminar
  15. pero qué original! Me encantan todos tus trabajos, Esther!!
    Muchos besos!! helena

    ResponderEliminar
  16. Hola Esther, me han dejado con la boca abierta, me parece una idea muy original y preciosa para regalar, enhorabuena por ese pedacito de mar.
    Besos!!!!

    ResponderEliminar
  17. madre mía Eshter, con la boca abierta me dejas, cada post tuyo es una pasada de creatividad e ingenio.
    Me han encantado estos alfiliteros, están geniales, tanto los pequeñitos como el grande, una idea fabulosa.
    Eres una crack!!!
    Besazos

    ResponderEliminar
  18. Bueno Esther lo que no se te ocurra a ti .Me encanta esta idea y lo bonita que queda,desde luego voy a guardar conchas de todo tipo porque veo que se pueden hacer autenticas maravillas como las tuyas.
    Felicidades campeona
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  19. Que imaginación tienes , sobradamente lo sé pero a cada post me asombras más. Que chulada hija . Me encanta mi niña. Un beso muy fuerte.

    ResponderEliminar
  20. Que bonito te ha quedado! Es además un regalo precioso. Tienes unas ideas geniales. Me rechifla!!
    Besos

    ResponderEliminar
  21. Tus Alfileteros: Elegantes, útiles, originales y además preciosos.
    Besos

    ResponderEliminar
  22. Uff, Esther siempre es gratificante pasar a ver tus trabajos porque nunca decepcionas. Es más sorprende tu originalidad y bien hacer.
    Me encanta la entrada y los acericos.
    Besos

    ResponderEliminar
  23. ¡Hola Esther!

    ¡Cuanta creatividad! Es precioso tu alfiletero, que más marinero no puede ser y esa explicación de 1880 con los marineros y Maine.

    Un beso compi ;)

    ResponderEliminar
  24. Qué bonitos todos, qué trabajo más delicado!!! Me ha encantado!!un beso

    ResponderEliminar
  25. Yo tengo muchos tesoros que he recogido de playas diferentes
    También tengo conchas, pero tan bien vestidas y acicaladas como las tuyas... pues no ;-)
    Preciosos y elegantes acericos
    Besos

    ResponderEliminar
  26. Qué preciosidad!!! Me has sorprendido gratamente.

    Besos 😘😘😘

    ResponderEliminar
  27. Buenoooooo,pero qué es esto?jajaja. No sé qué voy a hacer contigo,eres mi ídola de las creaciones,jajaja,a cuál más original! y además siempre con una presentación exquisita,con mucha elegancia.
    No sabía que fuese tan vintage! y me encanta en todos los tamaños,y además para colocar los pendientes y todo.
    Bravo una vez más por ti y tus súper musas,jajaja.
    Muchos besos! :)

    ResponderEliminar
  28. Me ha encantado la idea Esther!!! Te han quedado preciosos. Un beso grande

    ResponderEliminar
  29. Qué preciosidad de alfileteros, y con lo que me gusta el vintage. Te han quedado lindísimos, sobre todo el grande, parece una ostra con su perla de verdad :)
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  30. María Esther si el empaquetado me ha gustado este trabajo ni te cuento, otro derroche de imaginación y creatividad. Es sorprendente lo que investigas y a su vez nos enseñas, es un lujo aprender de tí.

    Me encantan estos alfileteros que nos enseñas, el grande es una auténtica joya.

    BESOS ....Suerte en el reto! !!

    ResponderEliminar
  31. Siempre me sorprendes con tu gran creatividad Esther!
    Esos acericos con unas conchas de viera son preciosos y únicos!
    Sacas provecho como nadie de las conchas (mejillones, vieras...)
    Besos guapa

    ResponderEliminar
  32. Me parecen super bonitos!!! la verdad es que parecen muy complicados pero según tu explicación no lo son tanto... así que me parecen una gran idea, porque quedan preciosos...
    Besos

    ResponderEliminar
  33. Que preciosidad Esther!! nos has dejado muy impresionados y sin palabras con tu aportación de esos hermosos acericos marinos junto a su história que no conocíamos. De hecho ni sabíamos de la existencia de este tipo de acericos y son de lo más bonito, elegante y delicado que hemos visto y que pueden servir perfectamente como tu dices como objeto de decoración. Muchas gracias por acompañarnos en este reto y solo recordarte que te pases hoy por nuestra entrada a votar si aún no lo has hecho :) Muchos besos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchísimas gracias!! encantada de participar y que os haya gustado tanto mi propuesta. Enseguida me acerco a votar.
      Besos, feliz finde.

      Eliminar
  34. Qué alfileteros más originales Esther, si es que te propongan el tema que te propongan los bordas de maravilla, me han encantado, y lo bien documentado que está el post, también, es excelente!.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  35. Madre mía Esther ,que originales y coquetos te han quedado los alfileteros ,me han encantado,una idea estupenda y además con un totorial muy completo.Besos

    ResponderEliminar